lunes, 3 de septiembre de 2012

Nadando más allá de los 40.

Normalmente para la mayoría de la gente el año comienza en enero, y suele ser durante este mes cuando las personas se proponen objetivos o metas para ese nuevo año que empieza. Cambiar hábitos sedentarios por otros más saludables como la realización de actividad física, suele ser una de las propuestas más comunes al principio del año, ya sabéis aquello de "año nuevo, vida nueva". Yo sin embargo, nunca he tenido los eneros tan novedosos, y es que para mi el año siempre ha comenzado en septiembre, con el curso escolar. Primero como estudiante, después como entrenador y ahora como maestro, se podría decir que durante toda mi vida he dejado, o mejor dicho, he planificado mis mejores propósitos para el final del verano o la llegada del otoño.
Pués bien, lo que me he propuesto para este curso que empieza, en cuanto a la realización de actividad física se puede concretar en 8 puntos u objetivos (que espero cumplir):
1. La actividad física evidentemente será la natación, cualquier otra sería un sufrimiento (mayor?).
2. La frecuencia entre 3-5 sesiones/semana, no pueden ser menos, después de haber insistido (a mis nadadores/as) durante tantos años sobre lo importante que es la constancia.
3. Prometo;) que intentaré estirar antes y después de nadar aunque sea en la ducha.
4. Los entrenamientos serán aeróbicos, llega una edad en la que uno no puede hacer tonterías de esas de anaeróbico láctico, etc.
5. Intentaré programar entrenes variados aunque sería capaz (y lo he hecho) de nadar un mismo entrenamiento durante todos los días del mes.
6. Haré una entrada semanal en el blog con los entrenes de la semana y algún comentario relacionado con ellos y/o con la natación, gran abandonada por estos lares.
7. El punto 6 lo haré únicamente por motivación, aunque nadie esté interesado (y lo comprendo) dejarlo por escrito creo que me ayudará a seguir adelante (o a dejarlo antes de que me parezca una pérdida de tiempo).
8. El blog no cambia de rumbo si es que alguna vez lo tuvo, lo único es que le debo mucho a la natación y creo que no he sabido reflejarlo en el blog durante todos estos años, y de esta manera espero poder devolverle algo de lo que le debo.
Como suele decirse en estos casos: al agua pato...

4 comentarios:

jose dijo...

Brother,todo lo que has escrito me parece perfecto y me apunto.Yo tambien he comenzado hoy los entrenos

elmaestrojuan dijo...

Ay, ay, ay...los cuarenta... ya estás en mi club! y además con niños se nos hace más complicado conciliar vida familiar, profesional y ocio. Yo también comparto la filosofía de tu planteamiento. Para mi lo más importante es no hacerme daño haciendo deporte y tener que estar parado unas semanas por culpa de ciáticas, tirones, torceduras, etc. Yo solamente me puedo permitir una hora antes de comer, así que si puedo ir 4 días a la piscina y hacer 50 piscinas, ducharme y comer antes de volver al cole a las 3 me doy con un canto en los dientes. Un abrazo cuarentón.

Salva Iranzo dijo...

José, Juan, gracias a los dos por vuestros ánimos, a ver si consigo tener constancia tanto para nadar como para escribir aquí.

Anónimo dijo...

Me ha encantado esta entrada Salvi!
Seguro que consigues todos los objetivos!
Noe.